Las espigas, un problema para nuestros perros

Las espigas suponen un problema en nuestros perros. Ocurre cada año con la llegada del buen tiempo y las salidas al campo, al monte..., o simplemente al jardín..., y supone una de las grandes pesadillas para nuestros perros.

Pero ¿qué es realmente la espiga? La espiga es una parte de las gramíneas en la que se alojan las semillas. Por su forma de lanza y, con punta afilada en el vértice y sus filamentos laterales, que se comportan como anzuelos o paraguas, tienen la facilidad para adherirse a casi cualquier superficie y ser complicada su extracción.

También, por esa forma alargada y estrecha, es más común de lo deseado, que se introduzcan en las orejas, la nariz e incluso en los ojos de nuestros peludos.

Conviene vigilar y evitar las zonas con espigas en la medida de lo posible.

¿Qué podemos hacer?

perro en campo de espigasEstamos teniendo muchos casos de espigas clavadas o alojadas y es que, aunque parecen inofensivas, las espigas suponen uno de los motivos más frecuentes de consultas en el Grupo Canido Veterinarios estos días.

La prevención y la revisión son nuestros grandes aliados. La mínima molestia de nuestro perro es un buen indicativo de que algo no está bien. Una forma de caminar extraña, rascado con continuidad, nerviosismo y apatía son claros síntomas, después de un paseo o estancia en el campo,  de que un cuerpo extraño puede estar generando esas molestias.

Acudir al veterinario cuanto antes es primordial para evitar que las molestias sean crónicas o se alarguen en el tiempo, principalmente cuando se alojan en los ojos, con el riesgo de perderlo o en los oídos, ya que es un enemigo invisible y silencioso que puede hacer muchísimo daño al conducto auditivo de nuestro perro.

Especial vigilancia en:

La zona interdigital, entre los dedos de nuestros perros, ya que es donde con mayor frecuencia se clavan las espigas. Si notamos molestias al caminar o que se lame con insistencia, tendremos que revisar los huecos entre los dedos, uno a uno.

Las axilas es una zona de piel más sensible y especialmente fina en donde es habitual también que se claven espigas.

Los ojos, es importantísimo acudir al veterinario cuanto antes, no intentaremos sacarla a no ser que esté muy visible.
La espiga se introduce detrás del párpado y es difícil de localizar. Si nuestro perro no puede abrir el ojo, es necesaria una  intervención de un veterinario urgente. El tiempo es primordial ya que la córnea puede ulcerarse y es probable que pierda el ojo.

La nariz supone otro orificio complicado. Si notas que se frota o se rasca contra alguna superficie o con sus patas, es un indicativo de molestia u objeto incrustado. En ocasiones, el estornudo continuado es otro de los síntomas frecuentes.

Oídos, el orificio preferido de las espigas. La intervención rápida es fundamental para que la espiga no atraviese en tímpano. Si nuestro perro zarandea la cabeza, se rasca en la oreja o anda con la cabeza de lado miraremos el conducto auditivo y, si es visible y podemos extraerla con los dedos, la retiramos con suavidad. Nunca intentes quitar la espiga con unas pinzas caseras ya que en muchas ocasiones acaba siendo el peor de los remedios ya que acaba en la parte más profunda del oído o rompiendo en pequeños pedazos.

La vulva y el pene (prepucio generalmente), también son zonas en las que pueden clavarse o introducirse las espigas. En las hembras es más habitual ya que se agachan para orinar. Si se lamen o tratan de morderse o rascarse en la zona, conviene revisar que no exista sangrado o inflamación.  Cómo en los anteriores casos, el tiempo es fundamental y conviene extraer antes de que se infecte el tracto genitourinario.

Estas son las zonas habituales, pero las espigas tienen la facilidad para clavarse o alojarse en cualquier lugar, como las encías o incluso atravesar la piel y alojarse en el interior del animal, o aspirar por la boca o nariz y alojarse en el pulmón.

Como en el caso de la siguiente foto, Oliver vino con una espiga en el oído. En Canido Veterinarios, estamos recibiendo estos días muchos perros con espigas clavadas o alojadas en el cuerpo. Por favor, evita las zonas de hierba, principalmente alta y seca, sobre todo con espigas. La prevención es siempre el mejor de los remedios.

Espiga que estaba en el oido de un perro


libros de perros

El saber no ocupa lugar. Libros sobre perros.

Como siempre, el conocimiento y el saber son herramientas fundamentales para cualquier actividad en la vida, incluida el convivir con un perro. Dentro de la tenencia responsable de un animal, también está el conocer información, fiable y veraz, que pueda ayudarnos y complementar positivamente la vida de nuestro perro.

La oferta en el mercado es amplísima, y precisamente por eso, desde Grupo Canido Veterinarios os traemos una selección de seis libros que os ayudarán a ambos, a ti y a tu perro, a mantener una convivencia feliz, unos paseos saludables, una buena comunicación y unos conocimientos que te puedan servir de gran ayuda.

  • En la mente de un perro de Alexandra Horowitz

Lo que los perros ven, huelen y saben. Un viaje por el pensamiento del perro a través de la experiencia de esta psicóloga cognitiva. Un ensayo científico donde podremos poner nombre y un porqué a muchas preguntas.

  • En la mente de un perroAl otro extremo de la correa de Patricia McConnell

Por qué a veces no entendemos a los perros y ellos tampoco nos entienden a nosotros. Uno de esos libros divertidos y además imprescindible para comprender y educar al perro. Recomendadísimo.Al otro extremo de la correa

  • Por el amor de un perro de Patricia McConnell

Nos ayudará a entender las emociones del perro, porque por supuesto, los perros tienen emociones. En este libro nos enseñan a detectarlas, a interpretarlas y a entenderlas.portada: por el amor de un perro

  • Adóptame de «Santi» Jaime Vidal y Eli Hinojosa

Para quienes han adoptado o están valorando la posibilidad de hacerlo. En este libro se expone claramente, con muchísima información y consejos, todo el proceso adaptativo del perro. "Desde la experiencia y con el corazón, para los perros porque ellos se lo merecen". Adóptame

  • El lenguaje de los perros: Las señales de calma de Turid Rugaas

El perro se comunica, pero lo hace de una manera completamente distinta a la nuestra. Este libro, basado en las experiencias de su autora, nos enseña cómo se comunican los perros y cómo podemos entenderlos.El lenguaje de los perros

  • El choque de culturas de Jean Donaldson

Un punto de vista nuevo y apasionante sobre la ancestral relación entre los humanos y los perros. Jean Donaldson te muestra como piensa tu perro, aquello que lo motiva y como lograr el comportamiento deseado aplicando los principios científicos.

El choque de culturas


Consejos para traer tu gato a Canido Veterinarios

Te traemos unos simples y sencillos consejos para que la labor de traer tu gato a la clínica no represente un drama para ambos. Con ello pretendemos que los gatos permanezcan lo más dóciles posible y así evitar estrés para todos, los dueños, los gatos y los trabajadores de la clínica.

  1. Elegir un trasportín adecuado: es muy importante que el trasportín sea rígido y fuerte, que permita su apertura tanto por la parte delantera como por arriba, ya que, durante la consulta para examinar al gato puede ser necesario que la parte superior sea extraíble.
  2. Que el trasportín resulte familiar para el gato: en casa es bueno que el gato interaccione con el trasportín y que lo vea para ello es recomendable mantenerlo abierto y con alguna mantita y juguete que a el le guste y se encuentre cómodo, de esta forma no sólo asociará el trasportín a la visita al veterinario.
  3. Ayudarnos de feromonas felinas: nuestro gato debe sentirse cómodo y entrar al trasportín sin resistencia y con tranquilidad, para lo que recomendamos rociar con Feliway spray (feromonas de gato feliz) una mantita que ya tenga su olor al menos 30 minutos antes de que queramos que se meta dentro. Lo ideal es hacerlo también sobre otra mantita que llevaremos para la vuelta a casa, por si nuestro gatito se hace pis o caca en el camino y también para retirar el olor de la clínica que se pueda quedar impregnado en el tejido.
  4. Conseguir que el gato entre en el trasportín sin que sea un problema: se trata de minimizar el estrés del gato lo máximo posible. Si hemos hecho todo lo anterior lo tendremos más fácil, ya que el gato reconocerá el trasportín y no se mostrará reticente a entrar en el, un juguetito puede ayudar si no funciona sólo con la mantita. Si vemos que aún así se resiste lo mejor es cogerlo y envolverlo con la mantita que habíamos impregnado con Feliway y que ya tenía su olor también y meterlo con cuidado en el interior del trasportín por la puerta delantera o por arriba.
  5. Evitar ruidos y movimiento en el coche: los gatos son muy sensibles al ruido y a los movimientos bruscos, por lo que es recomendable que el trasportín se sitúe o bien detrás del asiento del conductor o sujeto con el cinturón de seguridad. Además debemos evitar poner la radio muy alta e ir tranquilos durante el trayecto, puesto que el gato percibe también nuestro nerviosismo.
    La mayoría de los gatos viajan más tranquilos si cubrimos el trasportín.

*Nunca debemos llevar a nuestro gato suelto dentro del coche

  1. Al salir del coche y caminar hacia la clínica intentar que el trasportín no se zarandee o choque con tus piernas.
  2. Una vez que entres a la sala de espera nuestra recepcionista te indicará donde es mejor colocar a tu gato mientras no pueda atenderlo en consulta su veterinario, lo recogerá o te pasará con el a una zona en la que pueda estar tranquilo.
  3. Es importante que una vez termine la consulta cambies la mantita por la limpia y de vuelta a casa repitas el mismo procedimiento en el coche.
  4. Al llegar a casa: si tienes más gatos en casa pueden no reaccionar bien, ya que, a veces el olor de la clínica les resulta extraño. Deja el trasportín con el gato dentro durante unos minutos y observa la reacción de sus compañeros, si estos se encuentran tranquilos puedes abrir el trasportín, pero si notas cierta tensión entre ellos es mejor que lleves a tu gato a otra habitación con su arenero, comida y agua y que pase en esta al menos 24horas para que vuelva a tener un olor familiar.

De esta forma evitarás posibles peleas.

  1. Limpiar y desinfectar el trasportín: es importante hacerlo en casa antes de volver a colocarlo en su sitio habitual, puesto que, como hemos explicado anteriormente el olor del gato en situación de estrés y de la clínica se han impregnado en el y en sus cosas.
    • Recuerda:

*si tienes que traer a consulta más de un gato es importante que cada uno siempre viaje en su trasportín, ya que, si uno de ellos es más nervioso o está más estresado puede alterar a su compañero.

*Pídenos cita previa para evitar que tu gato coincida en la sala de espera con perros u otras especies.

*Adviértenos cuando pidas cita si tu gato se ha estresado mucho en visitas anteriores y procederemos de la mejor forma para minimizar el estrés de tu gato y no dudes en consultarnos cualquier duda al respecto.


Esterilización en gatos

Por todos nosotros es conocida la situación de la superpoblación en gatos. Camadas que aparecen a diario en las calles o protectoras de todas las ciudades de nuestro país.

Hoy os contamos algunos detalles sobre la esterilización de las gatos, una sencilla intervención con grandes ventajas para el animal y para el día a día con su familia.

Por normal general, las gatas entran en la pubertad ligeramente antes que los gatos, alrededor de los 6/9 meses.
Las gatas se predisponen al celo durante determinados momentos mientras que los gatos están generalmente más accesibles durante todo el año.
En el caso de las gatas, la periodicidad en el celo depende de múltiples factores: peso, raza, genética, luz y clima, si conviven con otras gatas… Pero generalmente la gata mostrará un celo más frecuente en los meses de primavera y verano.

¿Cuáles son las ventajas de la esterilización de gatas o gatos?

Entre otras:

  • Control de camadas no deseadas: todos conocemos casos de camadas no deseadas que han terminado de la peor manera posible por causa de la irresponsabilidad de los propietarios. La tenencia responsable de un animal implica también el ser capaz de gestionar este aspecto del animal.
  • Longevidad: las gatas esterilizadas suelen tener una esperanza de vida mayor al eliminar con la esterilización la probabilidad de padecer numerosas enfermedades relacionadas con su aparato reproductor.
  • Tranquilidad: Durante el celo, tanto los gatos como las gatas intentan escapar, a la búsqueda de su compañero. Pueden aparecer también problemas de conducta durante el celo.

La esterilización es una práctica habitual y sencilla, lo normal es que ese mismo día el animal pueda volver a su casa tras la intervención.

Desde Grupo Canido Veterinarios os invitamos a que nos solicitéis toda la información que podáis necesitar en este aspecto y a que nos planteéis con total confianza las dudas que podáis tener.

Gatito en una rueda de un coche
No permitas que esto siga pasando.

perro mordiéndose

Prevención de pulgas en los meses cálidos

Llega la primavera, el verano… Y con estas estaciones más calurosas aumentan las posibilidades de que los animales contraigan pulgas, estos parásitos tan indeseables.

Aunque durante todo el año los animales están expuestos a estos parásitos, la llegada de los meses más cálidos del año aumenta las probabilidades.

Las molestias que pueden ocasionarles las pulgas son el menor de los problemas, lo peor es la cantidad de enfermedades que estos parásitos pueden transmitir a nuestro animal.

Es por esto que llevar una correcta pauta de desparasitación hará la vida más fácil a nuestro animal y a nosotros mismos.

perro pequeño en bañeraA recordar:

  • Desparasitación pautada adecuada. Sencillo para que podamos olvidarnos, con un simple gesto, de este problema.
  • Cepillado correcto del animal.
  • Higiene, que puede reforzarse en caso de ser necesario, con un champú antiparasitario específico para pulgas.
  • Higiene y mantenimiento de los objetos de nuestro animal (juguetes, caseta, zonas en las que pasan el tiempo…).
  • NUNCA utilices un producto destinado a desparasitar a otra especie animal, puedes causarle graves problemas al tuyo. Lo que sirve para una especie puede no funcionar en otra, puede ocasionarle al animal un malestar completamente innecesario, o incluso peor, puede causarle enfermedades graves. Piensa que siempre hay un remedio o solución para cada especie, no te la juegues.

¿Son adecuados los disfraces para los perros?

¿Te encantan los disfraces y te encanta disfrazarte?, ¿Te gustaría que tu mascota se disfrazase contigo?

Finalmente has elaborado o has comprado un disfraz para ti y para tu mascota y hacéis un dúo perfecto! estás encantado con la idea, pero… ¿Has pensado en si tu mascota está cómoda, si tiene miedo, demasiado calor, etc.?

Te vamos a dar 6 claves a tener en cuenta si vas a disfrazar a tu perro.

  1. La primera es básica, si observas que al colocarle un simple accesorio como una diadema, un pañuelo atado al cuello o algo parecido, el perro baja la cabeza es que está asustado, intranquilo y ansioso. Aunque te parezca que está muy gracioso, puede estar pasando por un proceso de pánico. Déjalo tranquilo, para ti es una simple foto, para el una tortura.
  2. Si no observas nada de eso pero tu mascota intenta por todos los medios quitarse el disfraz o el accesorio o lo muerde, no se lo pongas, está incómodo.
  3. Si soporta los disfraces, intenta que sea de su talla. Elije un disfraz que no le apriete y que no tenga elementos que le producen rozaduras. Procura que no sea demasiado holgado para que no le arrastre, le impida caminar o pueda tropezar.
  4. Ojo con el calor! Un golpe de calor es muy peligroso. Elije tejidos suaves, delgados y que no produzcan demasiado calor.
  5. Algunas perros se comen lo que sea! Cuidado con los elementos el disfraz, los objetos y adornos pueden ser demasiado atractivos para una mascota voraz.
  6. Colorido, mucho cuidado con el color. Hay 10.000 disfraces mejores que disfrazar a tu perro de Hulk y pintarlo de verde. Algunos tintes o pinturas pueden ser altamente tóxicas.

Ante todo, sentido común. Lo prioritario es el bienestar de tu mascota. Podemos divertirnos sin que nuestra mascota sufra.


6 alimentos navideños tóxicos para nuestra mascota

Llega la Navidad, está a la vuelta de la esquina, y con ella, las comidas familiares. Esto supone un aliciente extra para nuestras mascotas por la cantidad de estímulos sobre todo, olfativos. Ten mucho cuidado, existen algunos alimentos navideños tóxicos para nuestras mascotas.

Un día es un día, pero no para nuestras mascotas

En ningún momento del año es bueno utilizar las sobras para alimentar a nuestras mascotas, así que, en Navidad también lo evitaremos.

Los alimentos preparados para perros no contienen cebolla, ajo, sal y otras especias que son perjudiciales para ellos. Por ejemplo, la cebolla destruye los glóbulos rojos del perro ya que contiene tiosulfato que es altamente nocivo.

Existen en el mercado unas deliciosas y beneficiosas chuches que serán el complemento ideal para ese extra navideño y de celebración. También podemos encontrar muchas recetas para elaborarlas en casa, que puede ser un buen divertimento navideño.

¿Qué evitaremos a toda costa?

  1. El marisco
    La carcasa y las cáscaras del marisco contienen una sustancia denominada quitina que el perro no digiere bien. Se ha demostrado que puede provocar vómitos, diarrea y estreñimiento.
    Si tu perro es un Dálmata, presta especial atención ya que tienen tendencia a padecer gota y el marisco sube mucho los niveles de ácido úrico.
  2. Las uvas y las pasas
    Está más que demostrada su toxicidad sobre todo en perros. Mucho cuidado, puede producir una insuficiencia renal aguda grave. No le pongas 12 uvas en fin de año.
  3. El chocolate
    ¿Sabía que es tóxico para perros y gatos? Provoca vómitos, diarrea, hiperactividad, pancreatitis y convulsiones. La causante, una sustancia llamada teobromina. Si tu mascota está excitada o sufre convulsiones y crees que ha podido comer algún turrón, bombón, etc, llama al veterinario, ya puede acabar provocándole una pancreatitis.
  4. El alcohol
    Sabemos que es un habitual de estas fechas, pero que además de ser tóxico para nuestras mascotas no es nada beneficioso y puede causarle, incluso, la muerte. No permitas, aunque al "cuñado" de turno le parezca gracioso, que tu mascota ingiera alcohol. No te arruines la navidad.
  5. Frutos secos
    Otro habitual de nuestra mesa en estas fechas. Cuidado con el tipo de fruto seco y la cantidad. Las nueces de macadamia son tóxicas, y el resto, aunque no está descrito como tóxico, su consumo excesivo no es recomendable.
    Mucho cuidado con esas nueces, que con la humedad no se ven saludables. Las nueces con moho puede causar intoxicaciones neurológicas graves. Si tu mascota convulsiona, o tiene perdida de control y adormilamiento, acude con urgencia al veterinario.
  6. Huesos
    Recuerda que los huesos, de cualquier animal, puede ocasionar hemorragias intestinales, atragantamientos en tráquea y esófago, obstrucciones intestinales, lesiones en la boca, rotura de piezas dentales... Lo sabemos, es un recurso para mantener a tu mascota entretenida pero puede resultar fatal. Consúltanos para conocer otros recursos sin riesgos para mantener a tu mascota entretenida.

Recuerda, las mascotas no son un contenedor. Si no quieres desperdiciar comida, piensa en la compra navideña del año anterior y evita volver a cometer los mismos errores. Si te vuelve a ocurrir, haz croquetas o congela los alimentos cocinados, estas son dos buenas opciones básicas para que no desperdicies la comida.


Preparando a mi mascota para el frío

  • El pelo mojado es uno de los principales problemas de nuestras mascotas.
  • La calefacción siempre con moderación.
  • Si tú mascota vive en el exterior, conviene que tenga un lugar cálido y seco donde pueda resguardarse.

Con la llegada del frío y las lluvias, al igual que los humanos, las mascotas pueden sufrir enfermedades por los cambios bruscos de temperatura y humedad. Es un buen momento para revisar su cartilla de vacunación. En esta época es muy común que las bajadas de defensas jueguen una mala pasada a nuestras mascotas. Es fundamental que estén protegidos convenientemente contra la tan común tos de las perreras en perros y la rinotraqueitis en gatos.

Si nuestras mascotas salen a la calle, es conveniente secarlo muy bien cuando vuelva a casa y muy recomendable protegerlo con un abrigo o chubasquero.

Mujer con perro abrigado en la nieve

Si tu mascota duerme en el exterior, ten un espacio o caseta seco y resguardado de lluvia y viento para que pueda protegerse. Los días de mucho frío, permítele entrar en casa, en el garaje o en un lugar donde puedas proporcionarle un espacio extra de calor y sequedad.

Bien por las horas de luz, el frio o las lluvias, sobre todos los perros, pasan temporadas largas de inactividad. Uno de los factores de riesgo viene dado precisamente por esa inactividad sumada al frio y humedad y es común, sobre todo en perros mayores, que sufran problemas relacionados con los huesos, músculos y articulaciones. No abandones los paseos por completo, la rutina de salida y paseo es necesaria para tu mascota.

La calefacción es una aliada, pero procura no tener la calefacción excesivamente alta ya que esto provocará un cambio de temperatura mayor cuando tu perro salga al exterior. Tampoco descuides el agua, procura que no esté demasiado fría, sobre todo si el perro vive en el exterior, ya que puede llegar a congelarse. En ese caso, busca un sitio donde poder tener el agua más protegida.

Mantén estos consejos sobre todo si tienes un cachorro, mascota de raza pequeña, de pelo corto o de edad avanzada, ya que son los más vulnerables. Presta especial atención, a tu mascota s ha sufrido ya alguna enfermedad respiratoria.


perro tosiendo

La tos de las perreras

La traqueobronquitis infecciosa canina (inflamación de traquea y bronquios), conocida como "la tos de las perreras", es una enfermedad altamente contagiosa que afecta al sistema respiratorio superior y que se dispara con la llegada del otoño.

El virus se propaga por contacto con otros canes, vía oral y nasal, sobre todo en lugares donde la concentración de perros es alta, como exposiciones caninas, criaderos, clínicas veterinarias, perreas... de ahí recibe el nombre de tos de las perreras. No significa esto que estando en su hogar no pueda contagiarse, un simple paseo puede ser suficiente.

¿Cuáles son los síntomas?

Es facilmente reconocible ya que el perro tendrá una tos muy fuerte, ronca y seca. Incluso puede parecer que tiene algo incrustado en la garganta. En ocasiones esa tos les provoca arcadas o un leve vómito. Si es el caso, se recomienda llevar la muestra al veterinario para que pueda examinarla.

¿Es grave?

La tos de las perreras no es una enfermedad grave si el animal no es muy mayor y no tiene problemas de salud. Con un tratamiento adecuado, además de suavizar la irritación de garganta y cuerdas vocales, en una semana estará como nuevo.

La mayoría de los perros supera la tos sin ninguna complicación. De todas formas, es recomendable acudir a un especialista para asegurarnos de que efectivamente se trata de la "tos de las perrreras" y no de un objeto en la garganta, tales como espigas, plástico, astilla de hueso, etc.