perro entrena

Aprende, entrena y disfruta

Dedícale tiempo al animal con el que convives. Aprende, entrena y disfruta.

Generalizando, los seres humanos queremos tener una buena relación con nuestros animales; pero pocas veces decidimos aprender sobre cómo mejorar la relación y solucionar los posibles problemas.

Desde Grupo Canido Veterinario creemos que las tres pautas anteriores (aprende, entrena y disfruta) son tres pilares clave en la relación con el animal con el que convivas.

APRENDE: Aprender no es únicamente escuchar los consejos o historias de amigos y conocidos con sus animales. Pues cada persona es un mundo, así como también lo es cada animal y cada situación.

Hoy en día tenemos a nuestra disposición y de manera sencilla multitud de información veraz que nos proporcionan profesionales cualificados.

A través de internet (observando siempre la veracidad de lo que leemos), a través de libros, podcast, o hablando directamente con profesionales cualificados.

persona leyendo libro de perros

ENTRENA: Si no pones en práctica lo que dices, si no lo entrenas, no lo consigues. De la misma manera, por muy buenas que sean las intenciones con tu animal, si no las pones en práctica, os quedaréis ambos sin poder disfrutar de los resultados. Trata de entrenar, con mucha paciencia, lo que hayas aprendido anteriormente.

Mujer enseñando a perro

DISFRUTA: Las dos fases anteriores deberían incluir este término, el disfrute. Las personas con animales a su alrededor deberían ser capaces de disfrutar aprendiendo a relacionarse con ellos y entrenando lo aprendido.

Sitúate a la altura de tu animal, en el suelo o donde quieras, y dedícale tiempo de calidad. Ellos se relacionarán mejor con nosotros si se sienten seguros y si les dedicamos tiempo.

Abrazando al perro


persona riñendo al perro por destrozos en la casa

Enfadarme con mi perro

Llegas a casa y hay un pis en la cocina, o un arañazo en la puerta, o una almohada, alfombra o cojín roto… ¿Qué hacer, pero sobre todo, qué NO hacer cuando nos encontramos ante este tipo de situaciones en la conducta de nuestro perro?

Lo primero que debemos saber es que los perros aprenden por asociación. ¿Qué quiere decir esto?

Que si le riñes cuando llegas a casa y la almohada la ha roto tiempo atrás, el animal no entenderá absolutamente nada.

Y cuando decimos absolutamente nada, es eso.

Verás que el animal se pone en posición de sumisión, que agacha la cabeza y desvía la mirada… Y es en esos momentos cuando el dueño aprovecha para decir: “¡Mira qué bien me ha entendido! ¡Mira cómo sabe perfectamente lo que ha hecho!”.

No… De nuevo tenemos que decirte que esa frase que la mayoría de nosotros hemos pronunciado alguna vez no es cierta, en absoluto.

El animal, lo único que entiende, es que te estás enfadando con él. Pero no entiende el PORQUÉ.

Y como lo único que entiende es que te estás enfadando, reacciona enviando señales de calma y sumisión, para mitigar tu enfado. Pero, insistimos, no entiende el porqué del enfado. Solamente te ve a ti enfadado. Lo cual es algo difícil también para él, porque el perro intenta constantemente hacerse entender contigo, y en ese momento no lo está consiguiendo, de ahí que enviarte señales de calma y sumisión sea la única forma que tiene para tratar de terminar el conflicto.

perro con objetos destrozados durante nuestra ausenciaLo que nosotros debemos saber:

Cuando reñimos a un animal pasado un tiempo desde que sucedieron los hechos que nos han molestado, debemos ser plenamente conscientes de que el animal no está aceptando su culpa ni aprendiendo en absoluto de la situación, no porque no quiera, si no porque no lo entiende.

¿Es probable que, en algunas ocasiones y tras riñas de este tipo, el animal deje de hacer eso por lo que se le riñe? Es posible, pero debemos tener muy claro que, en estos casos, esos animales dejan de hacer lo que hacen movidos por el miedo o por su intención de no generar conflictos, no porque hayan entendido nada.

Entonces, ahora que sabemos esto… ¿Qué podemos hacer?

Lo primero que debemos sabes es que, como seres sociales, tanto perros como humanos utilizamos el enfado para mostrar nuestro desacuerdo ante determinadas situaciones. Pero debemos tener muy claro que, tanto en un grupo de humanos como en un grupo de animales, como en uno mixto, el enfado no es la base de la educación para el buen funcionamiento del grupo.

Nuestro perro se esfuerza, cada día, por saber lo que queremos de él, pues desea nuestro cariño, y eso nos hace plantearnos que debemos de ser justos a la hora de relacionarnos con él. Nuestras formas de comunicación son completamente distintas. Partiendo de ahí, una educación basada en el cariño, en el entendimiento, en correcciones puntuales y al momento, sin intimidar al animal, y en el refuerzo positivo, nos ayudarán a poder relacionarnos con él de la mejor manera.

Perro avergonzado

En el blog hay varios post en los que diferentes expertos nos enseñan cómo convivir de la manera más saludable con nuestro perro, y también puedes pedir ayuda externa (veterinarios y educadores) ante situaciones que te sobrepasen.


Happy pretty young woman hugging her dog on the beach

Filariosis y leishmania

Que no cunda el pánico

Ante la tremenda alarma que ha generado la publicación de La Voz de Galicia de hoy, 17 de agosto de 2020, con el titular La filariasis se multiplica en animales de A Coruña y puede saltar a personas y ante el constante sonar del teléfono durante el día de hoy, queremos enviaros un mensaje de calma.

No vamos a desmentir el artículo, ni mucho menos. Cada uno de los puntos tratado es correcto, con un, para nuestro gusto, toque de dramatismo que hace un flaco favor a nuestros animales.

Tampoco vamos a negar la posibilidad de que se hayan disparado los casos. Aunque nosotros, el grupo Canido Veterinarios, a día de hoy, no tenemos entre los clientes ningun caso diagnosticado.

Tenemos que añadir al artículo que, como bien se explica en la wikipedia, la filariasis constituye un grupo de enfermedades parasitarias en el humano y otros animales, y por lo general tropicales, causada por la infección de «filarias», nematodos del orden Spirurida, superfamilia Filarioidea, que son transmitidos en forma de larva o microfilaria a los vertebrados por un artrópodo, generalmente mosquitos de las familias Culicidae o Phlebotomidae o moscas de la familia Tabanidae, luego de lo cual las larvas se localizan adecuadamente para convertirse en adultos.

Aún así, lo correcto sería hablar de filariosis, en lugar de filiariasis cuando nos referimos a animales. La filiariosis o la enfermedad del gusano del corazón es una enfermedad parasitaria causada por un gusano denominado Dirofilaria inmitis que se transmite al perro y en menor medida al gato a través de la picadura de diversas especies de mosquitos en expansión en climas cálidos.

Por lo que, es mas probable que la larva del parásito que provoca la Filariasis sea transmitida a los seres humanos por la picadura de un mosquito infectado.

En la enfermedad interviene un mosquito que va a portar el parásito en sus órganos bucales, que es el que puede picar a nuestro perro o a nosotros mismos. A su vez, puede otro mosquito picar al perro infectado y contagiar así a más perros. Por lo que, no es posible que el perro nos contagie directamente la enfermedad, pero podríamos llegar a infectarnos si nos pica un mosquito parasitado. El perro actuaría como reservorio del parásito.

Como bien explican en Experto Animal, "Aunque en los humanos se supone infradiagnosticada y asintomática, en perros puede tener consecuencias muy graves, pues provoca grandes daños en órganos fundamentales como el corazón, los pulmones o el hígado, llegando incluso a la muerte."

La prevención es la gran aliada

Existen tratamientos que evitan que el mosquito pique a nuestros perros, así como antiparasitarios internos que evitan que el ciclo de este gusano se complete.

Es de vital importancia, como siempre recalcamos a todos nuestros clientes, la doble desparasitación mensual, donde es preciso desparasitar a los animales cada mes frente a la filaria y otras enfermedades, durante todo el año.

Como medida preventiva, un par de claves:

  • No pasear con los perros por donde haya agua estancada.
  • No dejar mucho tiempo el bebedero sin cambiar el agua.

Es precisamente en estos lugares donde pone el mosquito deposita sus larvas.

En resumen, mantén a tu perro desparasitado, es su mayor prevención. La tuya, que no te pique un mosquito infestado.

Happy pretty young woman hugging her dog on the beach

 

 

 


Conjuntivitis, irritación ocular, verano y coronavirus

Este verano estamos teniendo un incremento, con respecto a años anteriores, de perros con irritación ocular y conjuntivitis. La causa es clara, poca lluvia y mucho sol que generan sequedad en el ambiente y más partículas en suspensión. Aunque, por el alarmante aumento de casos este año, no descartamos que uno de los factores de este incremento se deba, sobre todo en el caso de perros en ciudades, a la limpieza y desinfección de las calles.

La conjuntivitis se produce por la inflamación de la conjuntiva, la membrana transparente que rodea el ojo y lo protege. Cuando los vasos sanguíneos de la conjuntiva se inflaman es cuando se observa el ojo enrojecido y/o aumento de legaña e incluso legañas espesas de color blanco, amarillo o verdoso.

Es evidente que en el verano los casos de ojos secos se disparan ya que el calor produce la evaporación de la lágrima. Es precisamente la falta de lágrima la que produce picor y ardor a nuestros perros, que terminan por rascar la zona del ojo, llegando a producir en casos más severos graves daños en la córnea e incluso oculares.

Una vigilancia continua al color del ojo, las mucosas y las legañas es suficiente para detectar una conjuntivitis. En perros adultos la cantidad de lágrima es menor, así que, tendremos especial cuidado.

En perros braquicéfalos es recomendable un control exhaustivo ya que son muy comunes las complicaciones oftalmológicas en las razas de este tipo. Dentro de los braquicéfalos hay alrededor de 300 razas de perro y las más comunes son bóxer, bulldog francés, bulldog inglés, pekinés, carlino, lhasa apso, shar pei, shih tzu, staffordshire, bull terrier, boston terrier, entre otros.

Las conjuntivitis no se contagian de perros a humanos o viceversa.

Los síntomas más frecuentes de que nuestro perro puede padecer conjuntivitis o una irritación ocular son enrojecimiento, lagrimeo excesivo, inflamación, picor y secreciones.

Recomendaciones:

  • Evita sacarlo a la calle en días muy soleados y en las horas de mayor radiación (entre las 10:00 y las 17:00). Espera al atardecer y a la mañana para esos paseos más largos.
  • Presta especial atención a los ojos de tu perro en los paseos por las calles y parques recién desinfectados.
  • Si vas al campo o a la playa, mantén a tu perro la mayor cantidad de tiempo posible a la sombra.
  • El exceso de pelaje alrededor de los ojos es un buen lugar para el polvo y las bacterias. Recorta o mantén el pelo lejos de sus ojos.
  • Limpia con regularidad las legañas del perro. Un paño humedecido en agua es suficiente aunque lo ideal es utilizar una pequeña gasa con suero fisiológico. Esto es conveniente hacerlo durante toda la vida del perro. Evitarás así la proliferación de bacterias y hongos tan perjudiciales para los ojos del perro.
  • Es importante que acudas con tu perro al veterinario para que realice un exploración ocular, compruebe el estado de los ojos y determine el tratamiento o recomendaciones adecuadas.
  • Pídenos consejo para mantener fresco e hidratado el ojo de tu perro. El uso de colirios, jabones, agua oxigenada, etc. por cuenta propia puede acarrear graves problemas oculares e incluso terminar en pérdida de visión y ceguera.
  • Ten mayor cuidado en el caso de los braquicéfalos. Es recomendable hacer un control oftalmológico preventivo.
  • No fumes en la misma estancia que tus animales. El humo del tabaco es muy perjudicial.

cerdo enjaulado

Día Mundial de la Zoonosis 😷

Hoy, 6 de julio, es el Día Mundial de la Zoonosis. La palabra se deriva del griego zoon (animal) y nosos (enfermedad).

¿Sabes que la Zoonosis es cualquier enfermedad infecciosa que se transmite de forma natural de los animales a los seres humanos y viceversa?

Las pruebas disponibles sugieren que el SARS-CoV-2 tiene una fuente zoonótica. El coronavirus, o covid-19.

El 75% de todas las enfermedades infecciosas emergentes son transmitidas de animales a humanos.

Enfermedades como el ébola, la salmonelosis o la gripe son zoonosis. Por esta razón, Ha habido varias pandemias de gripe a lo largo de la historia, pero las más letales han sido la de 1580, que comenzó en Asia y se extendió a Europa, África y finalmente a América, y la pandemia más letal conocida fue la gran pandemia de gripe española de 1918 (virus A, subtipo H1N1), que se presentó en dos oleadas entre la primavera de 1918 y el otoño de 1919. Se estima que fallecieron entre 50 y 100 millones de personas por aquella pandemia en todo el mundo, aunque los escritos más antiguos hablaban de más de 20 millones de muertos.

De los 1415 patógenos humanos conocidos en el mundo, el 61% son zoonóticos y, por lo tanto, tienen relación directa con las actividades de la salud pública veterinaria.

Además de lo señalado anteriormente, cabe resaltar, que la tuberculosis, la brucelosis y muchas enfermedades parasitarias se adquieren al consumir productos animales. Otras muchas enfermedades como la toxoplasmosis, la triquinosis, el distoma hepático o saguaypé se pueden adquirir al consumir carnes insuficientemente cocinadas o aguas o verduras contaminadas.

Recordad la importancia de luchar contra la leishmaniasis. Cómo indicamos en el anterior post, en el verano y el consecuente aumento de la temperaturas, existe un mayor riesgo.

La leishmaniasis está presente en 98 países y suma una media de entre 1,5 y dos millones de contagios. Alrededor de 30.000 personas fallecen anualmente como víctimas de esta enfermedad.

ZoonosisSegún el Colegio Oficial de veterinarios de las Islas Baleares estan son las zoonosis más importantes:

ZOONOSIS PERROS Y GATOS:

Sistémicas:
Leptospira, Leishmania, Dirofilaria, Pseudomonas, Babesia, Toxoplasma,Ehrlichiosis, Ricketsiasis, Lyme.
Digestivas:
Giardia, Dipylidium, Cisticercosis, Hidatidosis, Ascaris, Ancylostoma, Trichuris, Strongyloides, Coccidiosis.
Dérmicas:
Dermatofitos, Sarna sarcóptica, Sarna demodécica, Cheyletiellosis.

ZOONOSIS EN ÉQUIDOS:

Sistémicas:
Leptospira, Influenza, Lyme, Westv, Nile, Muermo equino.
Digestivas:
Ascaris, Strongylos, Giardia.
Dérmicas:
Dermatofitos, Sarna sarcóptica, Sarna demodécica.

ZOONOSIS ESPECIES EXÓTICAS:

Sistémicas:
Leptospira, Pseudomonas, Diofilaria, E. cuniculi, Clamydophila.
Primates:
Herpesvirus B, Tueberculosis.
Digestivas:
Giardia, Ancylostoma, Ascaris, Strongyloides, Coccidios, Trichuris
Dérmicas:
Dermatofitos, Sarna sarcóptica, Psoroptes cuniculi, Cheyletiellosis.

Veterinarios y zoonosis

Está en nuestras manos, los veterinarios, prevenir y curar a los animales en beneficio directo de las personas. Los veterinarios trabajamos a diario para prevenir las zoonosis, no solo en las clínicas, tambien en las granjas, las industrias alimentarias, laboratorios, etc.

Alimentación

Según la Chilean journal of agricultural & animal sciences, La Organización Mundial de la Salud (OMS, 2007) y Broglia y Kapel (2011), mencionan la existencia de múltiples factores por los cuales se ha apreciado un aumento en la presencia de las enfermedades zoonóticas, incluso aquellas que se creían controladas, y que están contribuyendo al incremento de las tasas de presentación de las enfermedades transmitidas por alimentos (ETAs).

Dentro de estos factores se incluyen cambios en: las prácticas agrícolas y en los sistemas de producción animal; el comercio, manipulación, procesamiento y transporte de los alimentos; también se incluyen el calentamiento global y el cambio climático; mayor proporción de individuos inmunológicamente comprometidos; rápido crecimiento de la población; aparición de nuevos agentes infecciosos y cambios genéticos (mutaciones) de los existentes; reorientación de políticas de salud para evitar las enfermedades infecciosas; resistencia de los diversos agentes patógenos a las drogas utilizadas para su control; mercados cada vez más globales; cambios en los hábitos alimenticios; escaso desarrollo económico de algunas regiones, y una población humana cada vez más migratoria (OMS, 2007).


perro enfermo

Leishmaniasis, un enemigo para nuestros perros

La leishmaniasis canina es una enfermedad grave causada por un parásito conocido como Leishmania Infantum.

Los mosquitos son los portadores de este parásito. Se infectan cuando pican a un perro portador del parásito y se lo transmiten a los siguientes perros que pican.

Los insectos transmisores de este parásito pertenecen al género Phlebotomus o Lutzomia.

En España, la época de más expansión va desde el final de la primavera hasta el final del otoño.

Puede darse el caso de que algunos animales contraigan la enfermedad y no presenten síntomas, es decir, que sean portadores asintomáticos durante determinado tiempo en función de su sistema inmune.

Se conocen dos tipos de leishmaniasis canina: visceral o cutánea. Siendo esta última la más frecuente, sus síntomas más comunes son:

  • Dermatitis con úlcera o pústula.
  • Alopecia.
  • Descamación, engrosamiento o despigmentación de la piel.
  • Necrosis en orejas.
  • Uñas frágiles y con crecimiento anormal.

En el caso de la leishmaniasis visceral, suelen mostrarse vómitos, diarreas, sangrado por la nariz o fiebre. En ambos tipos, tanto en la visceral como en la cutánea, puede presentarse pérdida de peso y apetito.

perro enfermo

Y nosotros… ¿Qué podemos hacer?

La mejor arma para luchar contra la leishmaniasis es la prevención, durante todo el año, y especialmente en las épocas en las que el parásito presenta una mayor proliferación.

Administrar la vacuna apropiada para combatir este parásito, administrar, de la misma forma, pipetas y collares que protejan a nuestro perro frente al parásito.

Tenemos diferentes herramientas que nos ayudan, de una manera fácil, a mantener a nuestro perro saludable. Pregunta a tu veterinario para informarte y, por supuesto, si tu perro presenta alguno de los síntomas anteriormente nombrados, no lo dudes, acude a tu veterinario, ya que una detección a tiempo, unos buenos cuidados y tratamientos permitirán a tu perro vivir felizmente durante mucho tiempo.


Lectura perruna

Ahora que parece que el verano quiere asomar la pata, os presentamos una selección de libros perfectos para desconectar en la playa, en la montaña, o en el sofá de casa.

Los protagonistas de todas estas maravillosas novelas son nuestros amigos los perros, a ellos les toca vivir las aventuras en las páginas de sus escritores.

Hemos recopilado historias y escritores para todos los gustos, cada uno de ellos con su estilo personal y su forma de escribir. Porque la lectura es un gran viaje, la lectura perruna es un viaje siempre especial.

“A través de mis pequeños ojos”, de Emilio Ortiz.

Preciosa historia da amistad de Mario y Cross contada a través de los ojos de un perro guía.

-“A través de mis pequeños ojos”, de Emilio Ortiz.

“Un perro”, de Alejandro Palomas.

El galardonado con el premio Planeta 2018 nos trae en esta obra una preciosa historia de amor y amistad entre Fer y su perro R.

Esta obra forma parte de una trilogía, “Una madre”, “Un perro”  y “Un amor”. Recomendadísima.

-“Un perro”, de Alejandro Palomas.

 

“Perros e hijos de perra”, de Arturo Pérez-Reverte.

Pérez-Reverte reúne en este libro una selección de artículos en los que muestra su respeto por la lealtad, el coraje y la nobleza de los perros en contraste con la muchas veces ruin y miserable condición humana.

“Perros e hijos de perra”, de Arturo Pérez-Reverte.

“Los perros duros no bailan”, de Arturo Pérez-Reverte.

Del amor incondicional de Pérez-Reverte a los perros nace este libro maravilloso. Una novela policial, una historia de supervivencia en un mundo donde la lealtad es puro instinto.

«Nací mestizo, cruce de mastín español y fila brasileña. Cuando cachorro tuve uno de esos nombres tiernos y ridículos que se les ponen a los perrillos recién nacidos, pero de aquello pasó demasiado tiempo. Lo he olvidado. Desde hace mucho todos me llaman Negro.»

“Los perros duros no bailan”, de Arturo Pérez-Reverte.

“Flush”, de Virgina Wolf.

Un clásico ambientado en la época victoriana.

Flush, un coker spaniel, se traslada de una granja a su nuevo hogar de Londres y tiene que adaptarse a esa gran ciudad.

Preciosa obra en donde se narra la bonita amistad de una poeta, Elizabeth Barrett y su perro Flush, desde el punto de vista del perro. Un clásico imprescindible.

“Flush”, de Virgina Wolf.

“Patas de perro”, de Carlos Droguett.

Bobi es un niño que ha nacido con patas de perro, por lo que en su colegio es objeto de burlas y vejaciones continuas.

Preciosa fábula sobre la exclusión social, la marginación y el trato hacia lo diferente.

Según el propio autor, esta historia está basada en una noticia que leyó en un diario, la vida de un niño que nació con una deformidad que lo condenó a una vida dolorosa y marginal.

Considerada como una de las mejores novelas chilenas de todos los tiempos.

“Patas de perro”, de Carlos Droguett.

“La balada de Max y Amelie”, de David Safier.

La vida de Cicatriz, una perrita callejera que vive con su familia en un vertedero, cambia de repente cuando en su vida aparece Max, un perro doméstico que le habla de una vida que ella jamás ha conocido.

La búsqueda de ese nuevo mundo comienza para Cicatriz al lado de su amigo Max.

Una novela tierna, sencilla y que nos habla del poder de la bondad, de la amistad y la familia.

“La balada de Max y Amelie”, de David Safier.


libros de perros

El saber no ocupa lugar. Libros sobre perros.

Como siempre, el conocimiento y el saber son herramientas fundamentales para cualquier actividad en la vida, incluida el convivir con un perro. Dentro de la tenencia responsable de un animal, también está el conocer información, fiable y veraz, que pueda ayudarnos y complementar positivamente la vida de nuestro perro.

La oferta en el mercado es amplísima, y precisamente por eso, desde Grupo Canido Veterinarios os traemos una selección de seis libros que os ayudarán a ambos, a ti y a tu perro, a mantener una convivencia feliz, unos paseos saludables, una buena comunicación y unos conocimientos que te puedan servir de gran ayuda.

  • En la mente de un perro de Alexandra Horowitz

Lo que los perros ven, huelen y saben. Un viaje por el pensamiento del perro a través de la experiencia de esta psicóloga cognitiva. Un ensayo científico donde podremos poner nombre y un porqué a muchas preguntas.

  • En la mente de un perroAl otro extremo de la correa de Patricia McConnell

Por qué a veces no entendemos a los perros y ellos tampoco nos entienden a nosotros. Uno de esos libros divertidos y además imprescindible para comprender y educar al perro. Recomendadísimo.Al otro extremo de la correa

  • Por el amor de un perro de Patricia McConnell

Nos ayudará a entender las emociones del perro, porque por supuesto, los perros tienen emociones. En este libro nos enseñan a detectarlas, a interpretarlas y a entenderlas.portada: por el amor de un perro

  • Adóptame de «Santi» Jaime Vidal y Eli Hinojosa

Para quienes han adoptado o están valorando la posibilidad de hacerlo. En este libro se expone claramente, con muchísima información y consejos, todo el proceso adaptativo del perro. "Desde la experiencia y con el corazón, para los perros porque ellos se lo merecen". Adóptame

  • El lenguaje de los perros: Las señales de calma de Turid Rugaas

El perro se comunica, pero lo hace de una manera completamente distinta a la nuestra. Este libro, basado en las experiencias de su autora, nos enseña cómo se comunican los perros y cómo podemos entenderlos.El lenguaje de los perros

  • El choque de culturas de Jean Donaldson

Un punto de vista nuevo y apasionante sobre la ancestral relación entre los humanos y los perros. Jean Donaldson te muestra como piensa tu perro, aquello que lo motiva y como lograr el comportamiento deseado aplicando los principios científicos.

El choque de culturas


perro mordiéndose

Prevención de pulgas en los meses cálidos

Llega la primavera, el verano… Y con estas estaciones más calurosas aumentan las posibilidades de que los animales contraigan pulgas, estos parásitos tan indeseables.

Aunque durante todo el año los animales están expuestos a estos parásitos, la llegada de los meses más cálidos del año aumenta las probabilidades.

Las molestias que pueden ocasionarles las pulgas son el menor de los problemas, lo peor es la cantidad de enfermedades que estos parásitos pueden transmitir a nuestro animal.

Es por esto que llevar una correcta pauta de desparasitación hará la vida más fácil a nuestro animal y a nosotros mismos.

perro pequeño en bañeraA recordar:

  • Desparasitación pautada adecuada. Sencillo para que podamos olvidarnos, con un simple gesto, de este problema.
  • Cepillado correcto del animal.
  • Higiene, que puede reforzarse en caso de ser necesario, con un champú antiparasitario específico para pulgas.
  • Higiene y mantenimiento de los objetos de nuestro animal (juguetes, caseta, zonas en las que pasan el tiempo…).
  • NUNCA utilices un producto destinado a desparasitar a otra especie animal, puedes causarle graves problemas al tuyo. Lo que sirve para una especie puede no funcionar en otra, puede ocasionarle al animal un malestar completamente innecesario, o incluso peor, puede causarle enfermedades graves. Piensa que siempre hay un remedio o solución para cada especie, no te la juegues.

Perro esperando por el paseo

El paseo con tu perro

El paseo nos permite, tanto al perro como a nosotros mismos, desconectar y airearnos, especialmente a ellos que suelen estar más inactivos durante los largos períodos en los que no estamos en casa o en los que estamos en casa pero realizando otras actividades.

Desconectar, mover el cuerpo, olfatear, jugar, interactuar con otros animales, pasear o sencillamente estar tumbados al aire libre, son actividades que mejoran muchísimo la calidad de vida de un perro, y es una necesidad que absolutamente todos tienen.

¿Qué podemos hacer nosotros para que esos momentos tan sumamente importantes para nuestro perro sean todavía mejores? Se entiende que, como propietario del animal, además de la obligación tenemos el interés por mejorar su calidad de vida y de salidas al aire libre.

Chico paseando a un perro por una calle vacia

Desde el Grupo Canido Veterinarios os traemos unos sencillos consejos para poder llevar a cabo el disfrute de las salidas a la calle y paseo con vuestros perros.

1. Permítele olfatear.

Como os contábamos en la anterior publicación, el perro consigue relajarse a través del olfato. Es por eso que debemos eliminar nuestra tendencia a tirar de la correa cada vez que nuestro perro se para a olisquear algún rastro. El olfato es la herramienta que tienen para conocer el mundo y conectarse con él. Permite que tu perro pueda disfrutar de un paseo relajado olisqueando por aquí y por allá.

2. Permítele un momento tranquilo.

Preferiblemente al final del paseo prueba lo siguiente: Descansa sentado en algún sitio durante varios minutos y permite que tu perro decida qué hacer. Puede acercarse a ti y terminar el paseo descansando tranquilamente, o bien caminar u oler libre (o con la correa floja si no es posible dejarlo suelto). Es una sana práctica que el perro esté familiarizado a pasar, fuera de casa, un momento tranquilo con nosotros.

3. La correa.

Este suele ser, en algunas ocasiones, un punto olvidado del paseo. La correa juega un papel fundamental cuando salimos con nuestro perro. Disminuir al máximo la tensión en la correa es vital para que el perro pueda disfrutar del paseo, podemos cambiar nuestra correa habitual por una correa larga o simplemente estar atentos en ofrecerle siempre un gran margen al perro para que se mueva completamente libre a pesar de estar con correa.

Dejemos que nuestros perros disfruten de sus momentos al aire libre de relax y ejercicio físico, pues es un punto importantísimo en su día a día. Con pocos consejos y mucha atención por nuestra parte durante el paseo podemos conseguir que para nuestro perro resulte una experiencia fabulosa.

Ah! Por cierto, no hagas el cafre, no pongas en riesgo ni la salud mental ni la vida de tu perro. Un mal paseo como el del enlace, puede acabar en tragedia. Aunque a los periodistas de Antena3 les parezca "desternillante".